Bienvenidos

Este sitio está orientado a la educación y la formación ciudadana.
Ubicación: República Argentina, Provincia de Buenos Aires, San Nicolás de los Arroyos.
Mostrando las entradas con la etiqueta Etica docente. Mostrar todas las entradas
Mostrando las entradas con la etiqueta Etica docente. Mostrar todas las entradas

20 de mayo de 2019

¿Están mal formados nuestros docentes?

A raíz de difundirse en las redes sociales y las noticias, incluso a nivel nacional, que una docente no sabía en qué continente estaba Ucrania en el programa “¿Quién quiere ser millonario?” (República Argentina, mayo de 2019), muchos comenzaron a hacerse la pregunta… ¿Están mal formados nuestros docentes?

Es injusto criticar a la docente participante difundiendo burlas y hasta escraches virtuales; también la prensa nacional comentó este caso con la fotografía de esta persona. Y es injusto porque no es el único caso; casi todos los días tenemos difusión de noticias y comentarios acerca de docentes que no saben determinados temas (algunos son muy básicos, como cuentas de matemática simples o faltas de ortografía más que infantiles, correcciones mal realizadas, etc.); también se difunden acerca de malos tratos o malas actuaciones en clase, el no saber resolver situaciones o el manejar grupos.
¿Están mal formados nuestros docentes? La respuesta no es tan simple. Hay docentes muy buenos, otros buenos, también regulares y malos. Este es un tema que hace ya muchos años varios docentes venimos llamando la atención por diversos medios y a nadie parece importarle dentro de los organismos de toma de decisión; tampoco a muchos docentes.
Por ello, contaré algunos de los problemas que varios docentes hemos venido avisando desde hace ya muchísimos años atrás respecto de este tema.


Un poco de Historia

El sistema educativo viene degradándose desde hace muchos años. Algunos dirán desde “la noche de los bastones largos” (1966), otros tomarán el desquicio universitario ocurrido luego de las elecciones presidenciales de 1973 o directamente apuntarán a la última dictadura militar. Nada de esto justifica que en pleno siglo XXI estemos en una situación muy preocupante en cuestiones educativas porque si los procesos iniciados en aquellos años citados han provocado gravísimas consecuencias en el mediano plazo, también hay que saber que poco bueno se ha hecho desde 1983 en adelante; casi todo lo que se hizo contribuyó a empeorar el sistema educativo.
El gobierno de Alfonsín organizó y llevó adelante el “II Congreso Pedagógico Nacional”, pero luego de 1987 (cuando se terminó y se publicaron sus conclusiones y recomendaciones para tomar medidas en el ámbito educativo) lo cajoneó. Sí, dejaron todo bien guardado y nada se implementó de lo acordado.
En 1989 asumió la presidencia Menem y con el Ministro de Educación Antonio Salonia parecía que el asunto cambiaría porque comenzó a tomar medidas con base en las recomendaciones y conclusiones del “II Congreso Pedagógico Nacional”. No obstante, ello duró solo 3 años. Salonia tuvo que renunciar al ver que el gobierno decidió realizar una reforma educativa que nada tenía que ver con lo resuelto en el histórico congreso; así, se sancionaron varias leyes, la madre del desastre fue la Ley Federal de Educación N° 24.195 con sus EGB y Polimodal, entre otras barbaridades. Políticos y docentes adherentes al Partido Justicialista comenzaron a cambiar el sistema educativo vigente por otro ya fracasado en otros lugares del mundo.
Seguidamente llegó al gobierno la Alianza con De la Rúa que prácticamente nada hizo de fondo para revertir el desastre que se estaba produciendo.
Con la crisis del 2001 y años siguientes, los problemas socio-económicos de la población repercutieron negativamente en el sistema educativo. Esto fue potenciado por los 3 gobiernos de los Kirchner con resoluciones y decisiones más cambio en la Ley de Educación Nacional N° 26.206. Todas medidas equivocadas respecto de lo que se tendría que haber hecho si el objetivo era mejorar la educación en la República Argentina.


Los sindicatos, ¿qué defienden?

Los sindicatos docentes hace ya muchos años se han convertido en uno de los mayores culpables de la tragedia educativa argentina. Las razones de esta afirmación son muchas y solo mencionaremos algunos puntos pertinentes al tema abordado en este trabajo…
  • Cualquier disconformidad o problema, paro. En los últimos 17 años, contabilizados los paros realizados, se perdió un año completo de clases. Desde el ciclo lectivo del 2016, muchos paros se produjeron con fines extorsivos en lo político y sin ningún tipo de razón que pueda considerarse válida; por ejemplo, en la provincia de Buenos Aires, en el 2019 se llegó a un acuerdo, los sindicatos firmaron la paritaria salarial y a los pocos días realizaron otro paro.
  • Los sindicatos apoyaron decisiones implementadas por el poder político solo por su adhesión al partido que gobernaba en un determinado momento. Esto lo podemos observar a modo de ejemplo con la aprobación en la provincia de Buenos Aires de la Resolución N° 5886/03 sobre concursos docentes en los Institutos Superiores de Formación Docente y también los técnicos contradiciendo lo establecido por el Estatuto del Docente.
  • Los sindicatos defienden abiertamente a los docentes que cometen delitos e irregularidades como el pedir licencias por enfermedad para irse de viaje.
  • Jamás hicieron reclamos en el sentido de exigir que se mejore la calidad de la educación.
  • Muchos sindicatos de docentes han hecho política explícita dentro de las escuelas y hasta han apoyado candidaturas para elecciones cuando eso es una ignominia porque no todos los afiliados a un determinado sindicato apoyan a tal partido político; usaron sus recursos económicos para cuestiones partidarias.
Si bien estos no son los únicos puntos que podríamos plantear para determinar concretamente el grado de responsabilidad que les cabe a los sindicatos en la tragedia educativa argentina, esta escueta numeración sirve para tomar consciencia del problema de fondo que hay en la docencia argentina: Muchos docentes no saben cuáles son las funciones que le competen a las distintas instituciones y avalan su mala utilización de recursos y actuaciones concretas. Es gravísimo porque los docentes son los que deben enseñar estos temas. Entonces, ¿qué enseñan?

¿Qué sucede en las escuelas con los docentes?

El país es enorme, grandísimo, con poca población y regiones enteras donde ninguna actividad humana se ve. Venimos de situaciones en que la formación docente es inexistente en muchos lugares. Hay pueblos en donde matemática es enseñada por el almacenero de la esquina porque es el único adulto que sabe hacer las cuentas; y es muy bueno que eso pase en determinadas circunstancias, sobre todo, si ese almacenero lo ha venido haciendo con dignidad y se ocupó de un faltante en su comunidad. Claro, no es lo deseable, pero nuestro país en el siglo XIX comenzó a formarse de esa manera, “con lo que había”; por ejemplo, un muchacho de 15 años fundando una escuela (Domingo Faustino Sarmiento) en una comunidad porque no había.
Este ejemplo, extremo estando en el siglo XXI, nos sirve para ir tomando dimensión de nuestra realidad. No solo porque hay mucha gente que no ha tenido formación docente que está enseñando o ejerciendo una tarea que debería hacerla un docente, sino para ver que, encima, hay docentes que están mal formados. ¿Mal formados dónde?
Las deficiencias en los docentes en cuanto al bagaje cultural, el saber su área de conocimiento a enseñar, tener valores, actitud de perfeccionarse constantemente, educación general, etc. no solo tienen que ver directamente con temas que se deben aprender en los Institutos formadores de docentes o en las Universidades, también influye lo aprendido en la familia, su historial educativo (jardín, primaria, secundaria) y lo que se vive en la sociedad.
Ya en la década de 1990 (mediados y fines), en las reuniones de institutos formadores de docentes se trataba con preocupación el tema de la poca lectura previa de los ingresantes a las carreras docentes. En varios se intentaron realizar prácticas áulicas y fuera de las aulas para revertir esta situación. Pero todo lo que se iba decidiendo desde los organismos gubernamentales atentaron contra ello… Aumentar el facilismo, el sin esfuerzo, el verso de contener a los alumnos implementando una permisividad inaudita en todas las prácticas supuestamente educativas, las exigencias de tener pocos repetidores, no tomar en cuenta las reiteradas ausencias, tomar exámenes más fáciles, acortar los programas de estudio para el año escolar y también para quienes se llevaban a rendir materias, etc. Un ejemplo patético es que en la campaña de elecciones legislativas del 2017, la candidata a senadora Cristina Fernández expresó, dirigiéndose a la juventud en un multitudinario acto, las siguientes palabras… “Ustedes no necesitan que nadie les dé clase, ustedes pueden dar clase a todos”. Esta aberración inconcebible resume muy bien lo que fue el sistema educativo durante los años de sus presidencias (2007-2015). Ese es un buen resumen del mensaje bajado desde un sector del poder político.

Así llegamos con serios problemas en muchos docentes que, incluso, ni siquiera saben hablar bien (ya ni se espera que sea en forma correcta) nuestro idioma castellano. Los “haiga” son muy comunes y de ahí para adelante, todo lo que se pueda imaginar. Por ello es que muchos docentes aceptan, dentro de la pedagogía permisible, que cada uno hable como quiera y se acepten las palabras cortadas, las frases ininteligibles; han justificado positivamente que en las redes sociales escriban en forma de jeroglífico y últimamente, el llamado “lenguaje inclusivo”. Todo esto dentro de una –digamos– idea de mejorar la inclusión; claro que nada tiene que ver con la inclusión el hacer un mal uso del idioma materno; lo que sucede es que al haber un bajo conocimiento sobre cuestiones tan básicas y no promover el estudio, se acepta cualquier cosa porque así se tapan las propias limitaciones y pasan más desapercibidas. Y hay un caso testigo de la trágica situación de muchos docentes. La nueva directora del Colegio Carlos Pellegrini (en la CABA, dependiente de la UBA) quiere fomentar la utilización del “lenguaje inclusivo” en esa casa de estudios.
Al ver que tenemos serios problemas con nuestro propio lenguaje, todo lo demás se puede comprender mucho mejor. Por ejemplo, que existan “docentes militantes”, que es un oxímoron (figura retórica de pensamiento que consiste en complementar una palabra con otra que tiene un significado contradictorio u opuesto); no se puede ser docente si en clases se hace política partidaria. El docente debe enseñar la verdad, la ciencia y no realizar propaganda política a favor de un determinado partido político o ideologías políticas específicas.

¿Qué sucede en los Institutos Formadores de Docentes?

Las épocas han ido cambiando. Por ello, la gente también cambia. Lo primero a destacar es lo mismo del final del punto anterior: Los “docentes militantes”. Sí, en las carreras de formación docente, algo inaudito. La gravedad de esta situación tiene que ver con el que haya docentes formando a otros docentes que no saben (o no quieren saber) que no se debe hacer militancia partidaria específica. Un docente en formación debe recibir ciencia y formar el pensamiento libre, no el sectario. Si un docente no sabe esto que es básico no debe estar formando a futuros docentes. Simple y sencillo.
Entonces, al ir pasando los años, los docentes formadores se van jubilando y se producen los llamados a concurso para ocupar las diversas cátedras. En estos concursos (que en la provincia de Buenos Aires contradicen al Estatuto del Docente pero los sindicatos lo apoyaron desde el 2003) se puede observar que lamentablemente muchas veces se producen problemas que tiempo atrás no había. Por ejemplo, denuncias por amistad entre algún jurado y un concursante, denuncias por considerar mal hecha la evaluación, denuncias por puntaje mal dado desde las Juntas de Calificación; pero lo peor de todo, es que hay descalificaciones por fuera del concurso de parte de quienes no ganaron y ellas con altos índices de violencia. Es un tema muy preocupante porque deja al desnudo que la calidad profesional ha bajado sustancialmente en una profesión que, en tiempos ya lejanos, tenía a los docentes con gran reconocimiento social; eso se está perdiendo y se comprende mejor por qué es así.

Uno de los temas que hace muchos años se vienen tratando es que son muy pocos los buenos alumnos del nivel secundario que eligen la carrera docente. Esto significa que aquellos que son conscientes de que tienen que estudiar, esforzarse, que tienen muchos libros leídos en su historial académico y valores aprendidos en la casa, en su mayoría, eligen otras carreras. Por ello es que en las carreras docentes, al menos en la mayoría de los casos, no están cursando los que se pueden considerar muy buenos alumnos. Pero esto, en sí, no sería un gran problema porque en la “formación docente”, justamente, se debe formar al docente y ello trae aparejado trabajar en los puntos antes citados para solucionarlos. Pero no se hace en la mayoría del sistema educativo.

Otras circunstancias y realidades que vienen arrastrándose desde hace no menos de 2 décadas es la cada vez la menor utilización que se hace de las bibliotecas por parte de quienes se están formando para ser docentes. Es decir, además de que traen deficiencias serias en cuanto a lecturas previas, tampoco en la formación docente se está leyendo lo suficiente. Y este tema se potencia por un asunto muy preocupante… Desde hace muchísimos años, las bibliotecas de los institutos formadores (sobre todo, del interior del país) carecieron de los mínimos recursos para adquirir material relevante. Es decir, las bibliotecas no eran muy buenas al tener serias restricciones en cuanto a obras necesarias para la carrera docente.
También nos encontramos con situaciones de permisividad en cuanto a las faltas de los alumnos y de los mismos docentes que, incluso, llegan tarde a clases y hasta ¡se van antes de que termine la hora! Sumemos los pedidos de licencias por enfermedad o atención de familiar para irse unos días de vacaciones, el plegarse a cuanta huelga o protesta haya en danza para no dar clases, las ausencias de alumnos que en muchos casos son continuadas y con excusas inadmisibles, el no prestar atención a las clases, el protestar cuando se encuentran con un docente que exige estudio y hasta entrega de trabajos prácticos que son diferidos en el tiempo una y otra vez para “dar oportunidades”.
El plan de estudios de las carreras docentes acordado por el Consejo Federal de Educación son tan malos que parece que los hiciesen así a propósito para que la formación docente sea una burla a la inteligencia. Este tema fue abordado y dado a conocer por pocos docentes e incluso institutos formadores de docentes que no tuvieron mella ni en las autoridades políticas, ni en las autoridades educativas, ni en sus pares formadores de docentes y mucho menos en la sociedad. Es como si a nadie le importase un asunto de extrema importancia. Y, encima, muchos institutos tomaron la política interna de acortar los contenidos específicos a enseñar a solo aquellos que figuran en los planes de estudio de las escuelas secundarias; pasando en limpio, significa bajar el nivel para elevar la cantidad de recibidos; otra aberración inconcebible.

Finalizando

Cuando se trata de una sociedad hay que tener en cuenta cómo las personas viven junto a otras para que la vida sea posible y no estemos como en la selva matándonos unos a otros. Sí, el “contrato social” es básico saberlo por parte del docente porque debe enseñarlo.
Es aquí donde hay que llamar la atención sobre una cuestión fundamental. Pocos docentes saben bien cómo es el “contrato social” vigente en este país o en cualquier otro. No conocen la Constitución Nacional ni la enseñan como corresponde en las escuelas secundarias ni en varios Institutos formadores de docentes. De esta manera se abren puertas hacia lo desconocido y hasta se ven delirios difundidos a más no poder por los que deberían ser ciudadanos y que se están preparando para formar a los futuros ciudadanos. La llamada “postverdad” está profundizando un peligroso relativismo en todas las cuestiones que produce un ataque directo hacia la ciencia, su forma de construir conocimiento y, sobre todo, hace desaparecer al “sentido común” que hoy, podríamos decir, es el menos común de los sentidos.


Algunos enlaces de interés

Ley Federal de Educación N° 24.195…
http://servicios.infoleg.gob.ar/infolegInternet/anexos/15000-19999/17009/texact.htm

Ley de Educación Nacional N° 26.206…
https://www.argentina.gob.ar/sites/default/files/ley-de-educ-nac-58ac89392ea4c.pdf

Desde el 2002 al 2019 se perdió un año entero de clases por paros docentes…
https://www.lanacion.com.ar/politica/los-egresados-perdieron-casi-un-ano-de-clases-desde-que-entraron-a-la-escuela-nid2205106

Ustedes no necesitan que nadie les dé clase…
https://www.perfil.com/noticias/politica/en-medio-de-un-acto-cristina-mostro-su-apoyo-a-la-toma-de-escuelas-en-capital.phtml

Directora Carlos Pellegrini lenguaje inclusivo…
https://www.lanacion.com.ar/sociedad/la-primera-rectora-al-frente-del-colegio-nid2224393

¿Qué es eso de la postverdad?
https://fmmeducacion.blogspot.com/2017/08/que-es-eso-de-la-postverdad.html

18 de enero de 2019

Hagamos 2 Argentinas

HACEMOS 2 PAÍSES Y EN 10 AÑOS VEMOS

(Esta es una versión más de tantas; no tenemos el dato de dónde salió la original)...

Llévense medio país.
La mitad que prefieran.
Nos da igual.
Nos quedamos con el 50 % más pobre, no hay problema.
Y ustedes hagan la patria socialista.

Lleven a sindicalistas, punteros políticos, políticos "progres", zurdos parásitos, empresarios prebendarios... Todos los que viven de nuestros impuestos juntitos puteando.

Les dejamos la mitad del país, la pampa húmeda o la parte que más les guste; no importa, elijan ustedes qué parte quieren.

Los 8 millones que trabajamos y aportamos nos vamos a la otra mitad.

Ustedes hagan un país comunitario socialista. Y en 10 años vemos qué país tiene menos pobreza.

Les dejamos el CONICET, al Papa, a Grabois, a Cristina, a Lázaro Baez y todos los personajes que gusten. Que los gobierne Milagro Sala con su justicia.

Nosotros nos llevamos a los que ustedes dicen que son fachos y que se levantan de madrugada para trabajar y pagar impuestos.

Les dejamos que en su mitad prohíban el glifosato, la minería, la siembra directa... Prohíban los despidos y paguen 3 aguinaldos por año. Hagan paros, marchas y piquetes todos los días que se les ocurra rompiendo todo. No importa.

A la escuela de ustedes los niños pueden ir cuando quieran y no tienen obligaciones. No repiten y el profesor que aplaza a alguien lo mandan para nuestro lado. Pongan un baño unisex y que las chicas vayan mostrando las tetas; nos da igual.

En nuestras escuelas pedimos dedicación y premiamos a los mejores alumnos con becas en empresas. Y cumplen horarios, cumplen con sus obligaciones y estudian, tanto los niños como los profesores.

Y docente que pide muchas licencias, se lo mandamos a la patria socialista para que no sufra el infierno del capitalismo.

Lo que es innegociable para nosotros es la facultad de filosofía y letras, esa se la dejamos y hasta le ponemos un moño de regalo. Con todos los del Partido Obrero adentro para que sean felices.

Eso si, por favor no nos pidan un acuerdo de libre comercio o libre tránsito, porque la única puerta de entrada es una que arriba tiene un letrero que dice "Aquí se trabaja para vivir".

¿Se creen que somos idiotas?
¿Que no vemos las cosas que hace el gobierno?
Solo lo toleramos para ver si podemos escapar de ese gran grupo que nos viene viviendo hace 70 años.

Hagan la patria socialista, disfruten... Pero no nos pidan más que trabajemos por ustedes.


O si prefieren, esta otra...


28 de abril de 2018

Piquete a la cultura en Argensauria



Piquete a la cultura en Argensauria...

El jueves 26 de abril de 2018 comenzó la edición número 44 de la Feria del Libro en La Rural, en la CABA. La Feria estará abierta hasta el 14 de mayo.

Hay 483 expositores y más de 1500 actividades programadas como presentaciones de libros, debates, charlas y espectáculos de teatro y música.

Esta edición estará jerarquizada con la presencia de 2 premios Nobel de Literatura, John M. Coetzee y Mario Vargas Llosa.

PERO... Siempre hay un pero... Sucedió que volvimos a ser Argensauria...

Un grupo de trabajadores, directivos y estudiantes de los Institutos de Formación Docente (IFS) de la Capital Federal irrumpió en la inauguración de la Feria del Libro e insultó al ministro de Cultura de la Nación, Pablo Avelluto, y al ministro de Educación porteño, Enrique Avogadro, en protesta porque los 29 institutos se transformarán en una Universidad.

Eran unas 100 personas, algunos con máscaras, insultaron, gritaron, tenían megáfonos... Silbatinas y cánticos en forma permanente.

Acto seguido, invitaron a uno de los manifestantes a subir al estrado y decir lo que quisiera. Después de su exposición, Avelluto intentó comenzar otra vez con el discurso y no pudo. De nuevo los gritos, silbatinas, insultos...

Este tipo de accionoes de patotas autoritarias son típicas de la mentalidad fascista que siempre busca callar y silenciar al que piensa diferente.

Varios manifestantes expresaron ante los periodistas que protestaban porque no los dejaban expresarse ya que no fueron convocados para analizar el proyecto presentado en la legislatura porteña. Pero eso no es verdad ya que desde hace tiempo hubo varias reuniones con autoridades, docentes y centros de estudiantes para explicar el proyecto en sí.

Ahora el proyecto de transformar los Institutos en una Universidad se está discutiendo en la legislatura y parece que es verdad que esos 29 institutos necesitan una jerarquización porque con lo que hicieron ayer es seguro que hasta sus docentes desconocen el artículo 22 de la Constitución Nacional y ni idea tienen del significado de democracia. Tampoco el de contradecirse ya que protestan diciendo que no los dejan hablar pero ellos no dejan hablar. Puro patoterismo fascista.

La creación de una Universidad para jerarquizar a la educación, los docentes y alumnos es siempre una buena noticia.

Pero estos pseudo-progresistas solo buscan nivelar para abajo. Populismo berreta que hace que este país no sea lo que debe ser.

Jorge Telerman expresó lo siguiente:
"Sentí un gran dolor cuando vi las imágenes. Considero que no hay nada que justifique este tipo de actitud, que impide el desarrollo de un acto y mucho menos después de haberlos dejado expresarse. Me parece que es de las peores expresiones que he visto, que lamentablemente son cada vez más habituales. Yo ya no las llamaría expresiones de intolerancia, sino de locura".
Y sí, esta gente es del mismo palo que tantos otros inadaptados sociales e ignorantes que todo el tiempo van al choque y a impedir la expresión de los que piensan diferente. Son violentos y fascistas.
Lo que me parece también muy grave es que este gobierno siga tolerando este tipo de acciones. Por ejemplo, la policía, ¿dónde estaba? Es patético.

La Feria del Libro de Buenos Aires es uno de los encuentros culturales más valorizados a nivel internacional por su alto nivel. Es decir, nos mira todo el mundo. Y las imágenes de ayer dieron vuelta por todo el planeta.

Con la existencia de estos desaforados, violentos y fascistas enquistados en el ámbito de la educación superior damos una imagen tristísima y preocupante. Porque esa mentalidad está en todos los grupos sociales y en todos los organismos de interacción social.

Los tenemos cortando calles, patoteando en actos, no dejando trabajar a las fábricas, creando permanentemente conflictos, cortando el transporte, impidiendo la libre expresión de ideas siempre violentando, insultando, gritando y patoteando.

Una sociedad tan conflictiva, violenta y con tanta gente con esa mentalidad fascista, ¿quién vendrá a invertir?

Esta gente no respeta nada ni a nadie. Todo el tiempo están creando conflictos y enfrentamientos. ¿Quién pondrá una fábrica en este país si se expone a tener permanentemente conflictos violentos? Nadie.

Lo sucedido en la Feria del Libro no es la primera vez. En ediciones anteriores, durante la presidencia de Cristina Fernández, se tuvieron que suspender varias presentaciones de libros críticos a su gobierno por parte de las patotas que arremetieron hasta tirando sillas a los presentes y expositores. Y hasta un premio Nobel, Mario Vargas Llosa, fue vetado y censurado en la edición del 2011 por decisión del gobierno kirchnerista.

Es un escándalo. Esta es la gente que hace que todo sea más difícil para poder construir una verdadera República y solucionar los problemas existentes. Siempre las patotas provienen de los mismos sectores políticos.

Esta gente no quiere hablar ni intercambiar ideas. Solo quiere imponer a los gritos las suyas. Y es a los gritos porque lo que dicen no se sostiene con nada de la realidad de los hechos ni de la ciencia. No tienen argumentos válidos ni comprobaciones empíricas de sus planteos, por eso gritan, patotean y quieren imponerse por la fuerza; por la pluma y por la razón no pueden, nada justifica sus actitudes. Actitudes de gente que ya conocemos de sobra. Son muchísimos años en que estuvieron presentes siempre violentando al prójimo.

Este es otro ejemplo de tantos otros... Hay una movida de desestabilización organizada contra el gobierno nacional. Buscan generar conflictos en todos lados utilizando a sus sindicalistas, punteros, militantes y cualquier otro que se prenda en sus actos violentos.
  • Así son.
  • Siempre fueron de la misma manera.
  • Y ahora están muy sacados.
  • Son muy ignorantes.

Yo no quiero ser Argensauria. Muchachos... Están tirando demasiado de la cuerda... Ya lo vivimos en épocas pasadas... No esperen que no se reaccione...

27 de abril de 2018

Corpiñazo educativo en Argensauria



Corpiñazo educativo en Argensauria

Bianca es una alumna de 18 años de un 4to. año de una escuela pública de la Capital Federal.

La directora la paró en un recreo para decirle que no debía asistir a la escuela sin corpiño. Y ahora parece que esto no fue así, le llamaron la atención porque había ido a la escuela con una blusa con breteles en vez de una vestimenta con mangas y que eso está en el acuerdo de convivencia de todas las escuelas.

A mí también me pasaba que tenía que que andar discutiendo por la vestimenta de los alumnos, y ya sabemos lo que pasa después con esto. Si te agachás en esas soleras que son sueltas se termina viendo todo. Claro... Después viene lo demás, ¿no?

La alumna se retobó y comenzó el desastre. Sus compañeras comenzaron una campaña en la escuela yendo todas sin corpiño y con breteles y por las redes sociales.

El colmo de este desquicio se produjo ayer cuando a la escuela fueron gran cantidad de medios a entrevistar a la alumna.

¿Eso es noticia? ¿No es noticia que 2 alumnos argentinos hayan clasificado para olimpíadas de física a nivel internacional? A ellos nadie les fue a hacer una nota salvo el periodista Eduardo Feinmann en su programa de televisión en A24.

Ahora resulta que organizaron un "corpiñazo" frente al Ministerio de Educación de la Nación.
Ese es el nivel de discusión por cuestiones de la educación en este país. Y después sucede que...
  • Los sindicalistas dicen que tenemos docentes del nivel de Finlandia.
  • Los progresistas dicen que todo vale y todo son derechos.
  • Sindicalistas, progresistas y políticos del anterior gobierno dicen que las pruebas y evaluaciones al sistema educativo no sirven; y que dan resultados alarmantes por lo bajo que son los resultados.
El "corpiñazo" es otro ejemplo más de la estupidez mental de mucha gente de este país.

Les leo ahora un mensaje proveniente de las redes sociales...
"EEUU: Alumnos de Biología Molecular y Bioquímica desarrollan un hongo que degrada el plástico.
Rusia: Estudiantes descubren una nueva isla usando satélites de teledetección.
Argentina: Protesta de alumnas porque no las dejan ir a clase sin corpiño".
Todo dicho. Ese es nuestro nivel.
Y comparado con Estados Unidos y la Federación de Rusia que no están ni siquiera entre los primeros 15 países en calidad educativa.

Como docente he tenido que actuar en varias situaciones en que alumnas iban a la escuela sin corpiño, con breteles, donde se les notaba todo, hasta blusas semi-transparentes. ¿Y cómo nos dábamos cuenta? Fácil, la remera era semi-transparentes, por eso nos dábamos cuenta que estaban sin corpiño. No es que las estábamos mirando para ver cómo son las tetas. No es así. ¿Se entiende?

Entonces, después se quejan si los docentes llamamos la atención por no ir vestidas como corresponde. Y si decimos que "después suceden situaciones no deseadas en el trato con los varones" pero que se la buscaron, no se quejen. No es ser machista decir eso, todo lo contrario, es enseñar a protegerse. No provoquen, no tiren de la soga porque a la punta del otro lado la van a encontrar.

Los docentes son atacados y cuestionados porque quieren enseñar cosas básicas que en la casa, al parecer, los padres... las madres no enseñan. Porque los alumnos que llegan a la escuela, llegan desde la casa; y qué, ¿no los ven cómo salen? ¿No ven que el "tierno angelito" va con bermudas a la escuela y con chancletas o incluso hasta con ojotas? ¿Qué manera es esa de ir a una escuela? No hay respeto por nada, se perdió todo.

Es una degradación tan baja de las normas de convivencia y de los valores que espanta y asusta.
Sobre este tema, ayer, Alejandro Fargosi expresó lo siguiente...
"Impresionante: Los medios dedican muchísimo mas espacio a la pavada de la alumna inadaptada que se niega a usar corpiño pero casi ignoran a un gendarme herido de 2 tiros en la cabeza, por defendernos. Superamos a Cambalache. De lejos".
El nivel de estupidización es tan grande en este país, tan grande que resulta inconcebible que haya gente que se prenda en estas cosas.

¿Hasta cuándo... Hasta cuándo?, por favor, es de no creer lo que está sucediendo. es inconcebible el nivel de degradación al que hemos llegado.

6 de abril de 2018

OEI y la formación docente en Argentina



OEI y la formación docente en Argentina

OEI (que es la Organización de Estados Iberoamericanos) presentó un informe sobre educación en la Argentina - El estado de las políticas públicas docentes (2018)... El informe ya está subido a nuestro sitio web.

En el informe dice todo lo que hemos estado diciendo en este programa durante el año pasado.
Proponen que ganen más los mejores docentes, no los más antiguos.

En Argentina, el estatuto docente que rige se aprobó en 1958. Desde entonces, no tuvo cambios significativos. Por eso, la Organización de Estados Iberoamericanos (OEI) presentó un documento que recomienda una "revisión profunda" que priorice el éxito en los aprendizajes de los alumnos por encima de la antigüedad del maestro para determinar aumentos salariales.

Ariel Fiszbein, director del programa de educación del Diálogo Interamericano, señaló: "Es indudable que en Latinoamérica hay una crisis de aprendizaje. Si existe una bala de plata para enfrentar la problemática son los docentes de calidad. Cuando miramos a Argentina en una perspectiva regional, hay grandes brechas. Nos damos cuenta de que no está bien".

Cecilia Veleda, directora ejecutiva del Instituto de Formación Docente (INFoD). En primer lugar, brindó un diagnóstico dramático: hay 1.437 institutos de formación en todo el país, donde estudian el 80% de los futuros docentes. La gran mayoría elige los estatales. En ellos, la mitad deserta en el primer año. En segundo año, ya abandonó el 70%.

16 de marzo de 2018

La opereta de los bachilleratos de adultos



La opereta de los bachilleratos de adultos

Los sindicatos de la provincia de Buenos Aires están con otra opereta. Como adelantábamos y explicábamos el martes pasado, cuyo audio lo pueden escuchar en la página web del programa, sepudriotodo887.blogspot.com, se están reformulando las formas que existen para terminar el secundario por los adultos mayores de 18 años.

No se cierran los bachilleratos de adultos, se ordena el sistema de acuerdo con las leyes vigentes a nivel nacional y provincial y que fueran sancionadas y promulgadas por el gobierno kirchnerista.
Este año, 2018, los adultos no tendrán inscripción en primer año sino que son derivados directamente a los planes ya existentes como FINES 2.

¿Cuántas formas diferentes quieren que existan para terminar el secundario?

Se está ordenando el sistema de acuerdo con lo que establece la ley. ¿Molesta que se cumpla la ley? ¿No gusta la ley sancionada y promulgada por el partido político al que adhierieron siempre?
Entonces, presenten un proyecto de reforma de la ley vigente. Simple y sencillo.

O quizá la protesta se realice porque hay otras razones, como la de seguir bancando cursos con 5 alumnos.

Claro, después se quejan y hacen paros porque exigen mayores salarios, pero el presupuesto provincial para educación no es infinito. Qué raro que docentes que deben enseñar eso no lo sepan... Qué raro...

Entonces, para que quede bien en claro lo que está sucediendo, vuelvo a poner en el aire el audio de lo que dijimos el martes pasado. No está editado, se los paso tal cual como salió...

(Sigue el audio)...

12 de diciembre de 2017

La Organización Mundial del Comercio en nuestro país

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 12 de diciembre de 2017...


La Organización Mundial del Comercio en nuestro país

Una cuestión básica a entender en cómo es la humanidad es ver cómo hacemos las cosas.

Estamos llegando a fin de año y hay gran cantidad de reuniones de despedida y de festejos por los alumnos recibidos.

Si nosotros organizamos una fiesta, contratamos el lugar para tal día, tal hora, para tantas personas, el menú, pactamos el precio. El lugar, que puede ser un salón de fiestas o un restaurante, por dar 2 ejemplos, a su vez realiza pactos y acuerdos comerciales con sus proveedores. Con uno, la cantidad de pollos para tal día, con otro proveedor la cantidad de bebidas, tipos y marcas… Con otro se pacta un acto comercial por la compra de verduras necesarias. También acuerda con las personas que van a trabajar en la despedida y cuánto van a cobrar.

Este ejemplo que estamos dando es uno de tantos que nosotros, en nuestra vida privada, tenemos. Incluso si solo somos invitados y no estamos en la organización porque nos dan un menú, pagamos y recibimos un servicio a cambio.

Estas formas de pactar y realizar acuerdos comerciales son transferibles a empresas de mayor envergadura. A tratados entre regiones productivas, entre países y hasta entre bloques de países.
En el pasado, por ejemplo, en el siglo XVII, las Compañías de Indias que eran europeas y buscaban en América materias primas y alimentos, imponían por el poder de su dinero y las armas las condiciones de compra y formas de trabajo.

Con el paso del tiempo, y más precisamente, desde la conformación de la ONU en 1945, fueron los Estados los que pactaron de igual a igual las condiciones comerciales. Claro que todavía había presiones, pero el que ponía la firma era el Estado en representación de su gente, sus consumidores y productores.

Más cercanos a nuestro tiempo, los acuerdos entre países fueron haciéndose públicos y ampliándose en la cantidad de países a través de los bloques como la Unión Europea, el Mercosur o la Asean. De esta manera, fue haciéndose más fácil entender qué pasaba en tales acuerdos e ir buscando formas de combatir la corrupción y las prácticas de abuso.

En este marco es que se creó la Organización Mundial del Comercio el 1° de enero de 1995.
El domingo pasado comenzó en nuestro país la reunión de la OMC...

Hasta ahora, podemos ver el bajo conocimiento mostrado por muchos periodistas, medios y políticos que solo informaron, y mal, sobre el tema de no haber dejado entrar a un noruego.

Se trata de Petter Titland, titular de la ONG Attac Noruega. Repito el nombre de la ONG, Attac Noruega.

Este personaje es el que organizó las manifestaciones en la ciudad de Hamburgo a principios del mes de julio de este año  en el marco de una cumbre del G20 en que se incendiaron vehículos, se enfrentaron con la policía y forzar a la esposa del presidente de EE.UU. a cancelar su programa de visitas y actos en los que debía presentarse.

Titland fue deportado a Brasil y luego, por gestiones diplomáticas y un compromiso por parte del activista de no realizar protestas violentas, volvió al país.

Es decir; los que deben comunicar se quedaron con este tema y no con lo realmente importante, con lo que es la OMC y para qué se reunía. Preguntas simples como ¿qué es la OMC, para qué existe, quiénes la integran? Y muchos etcéteras no han sido explicados. En este país hay gente que no se informa, que no sabe buscar la información, que ignora cuestiones básicas y fundamentales y después se larga a criticar y difundir discursetes de barricada. La típica chantada argenta, es decir, Argensauria.

Ahora, vamos a ver qué es esto de la OMC...

Su sitio web es https://www.wto.org

OMC quiere decir Organización Mundial del Comercio.

Fue fundada el 1° de enero de 1995.

Actualmente está compuesta por 164 países. Argentina es uno de ellos.

Las decisiones son tomadas por sus países miembros. Es decir, nadie impone nada a otros países. Los acuerdos se aprueban si son firmados por los representantes de los países y los empresarios.

En la OMC se realizan acuerdos entre países y bloques de países sobre comercio internacional de mercaderías, servicios y propiedad intelectual.

Los países acuerdan los aranceles a cobrar (es decir, impuestos), realizan acuerdo de importación y exportación a corto, mediano y largo plazo. Y si algún acuerdo no se cumple, hay establecidos mecanismos para la solución de conflictos.

La OMC y los gobiernos deben garantizar la transparencia de sus políticas comerciales y el cumplimiento de los acuerdos firmados.

Los países y las empresas buscan crear certidumbre en el comercio internacional a través de los acuerdos firmados y su cumplimiento.

Esto favorece la seguridad jurídica para la realización de acuerdos comerciales de importación, exportación e inversión en diversos países. Redunda en beneficios para los países y su población al promover mayor actividad productiva y comercial como el mejorar el acceso a mejores bienes, mayor calidad y precios más bajos y tener certidumbre de varios años en cuanto al trabajo a realizar por los acuerdos firmados. Favorece la creación de empleo en las actividades primaria, secundaria, terciaria y cuaternaria.

Vamos a dar dos ejemplos. El primero, sobre una cuestión que beneficia directamente a la población porque eleva el nivel de vida; al fomentar acuerdos comerciales de, por ejemplo, abastecimiento a la UE de carne vacuna, fomenta la producción nacional de carne, el transporte, la producción en el campo, frigoríficos, veterinaria, bromatología, favorece las exportaciones y el ingreso de dinero al país. Si el acuerdo es por, digamos, 4 años, todas las partes saben que durante 4 años tienen determinada cantidad de trabajo para realizar y si se cumple, no debería haber problemas.

Un ejemplo que hemos tenido como negativo fue que en las rondas comerciales de 2010, Argentina firmó con la UE un acuerdo por el cual exportaríamos 20.000 tn anuales de carne pero no lo hemos cumplido; en 2011 ni siquiera se proveyó la mitad. Entonces, la OMC sanciona a la Argentina al pago de multas y perdió ese mercado que fue ocupado por Paraguay y Uruguay. Ellos ganaron dinero, nosotros perdimos y, encima, debimos pagar multas.

Muchos años hemos pasado recibiendo desinformación y mentiras. En las escuelas, muy pocos docentes explican este tema como corresponde; la mayoría, no lo toca en sus clases. En los medios no se informa o se dicen mentiras o se quedan en casos anexos como el del noruego. Así no se puede aprender, así no hay manera de entrar al mundo, de conocer cómo funciona y por ese camino hemos ido en un derrotero que combinó el atraso con los discursetes de barricada que ninguna solución aportan.

Es necesario aprender, informarse debidamente y comenzar a comprender que no podemos seguir en Argensauria. Debemos construir la República Argentina y para ello, la reunión de la OMC en nuestro país es un capítulo muy importante.

3 de diciembre de 2017

Argensauria con mala gente en educación

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 23 de Noviembre de 2017...


Argensauria con mala gente en educación

La ciudad de Buenos Aires anunció que cambiará la formación inicial docente creando una universidad para la formación de los docentes suplantando a los institutos terciarios.


Este proyecto está en línea con la necesidad de jerarquizar a los docentes, mejorar su preparación y elevar el nivel de conocimientos.

¿Qué está ocurriendo por estos días? Los sindicatos de docentes y muchos docentes ya anunciaron que se oponen. Que harán paro y movilizaciones. En las redes sociales se expresaron con insultos y mentiras descomunales; los discursetes de barricada y las agresiones más las amenazas tienen una virulencia pocas veces vista. Y todo eso, proveniente de quienes se supone tienen educación y deben educar a las nuevas generaciones; y es de destacar que todo eso lo expresaron con tremendas faltas de ortografía.

Es decir, lo de siempre. Violencia, agresiones e insultos sacando a relucir la ignorancia y la mala praxis docente en mucha gente. Claro que no son todos, pero son muchos.

El diagnóstico sobre el bajo nivel docente en general se ve claramente. Y para que no siga en un nivel tan bajo, se propone cambiar, pero los ignorantes se oponen. Por ignorantes, por ser militantes y también por ser vagos que no quieren estudiar ni trabajar como corresponde.

Esta gente expresa lo peor de la cultura y la educación de nuestro país. Es un descarado desprecio por los alumnos. Desprecio por sí mismos. Desprecio por el conocimiento. Desprecio por el querer mejorar. Desprecio por jerarquizarse. Desprecio por los valores que antaño tenían los verdaderos docentes argentinos.

Esta gente se opone hasta a las evaluaciones. Es decir, se oponen a una práctica central de de la actividad docente.

Esto que se está viendo es escandaloso. Tremendo. Saca a la luz el estado del sistema educativo argentino y una de sus principales causas: Muchos de los docentes.

Es terrible que personas que deben formar a las nuevas generaciones en valores, conocimientos y procedimientos científicos no quieren trabajar, estudiar ni formarse debidamente… Porque me queda una pregunta… ¿Qué hacen, realmente, cuando están en un aula frente a los alumnos? A la respuesta yo la tengo hace mucho tiempo porque lo viví bien de cerca. Pero la gente que no es docente como los padres, los mismos alumnos y el ciudadano que ya hace muchos años terminó la escuela tienen que enterarse de la existencia de esta realidad.

Y acá hago un llamado de atención a los políticos que deben tomar decisiones más los jueces que siempre se meten para mal en estos temas…

El oponerse a este cambio es un disparate. Basta de negociar con estos energúmenos ignorantes. Apliquen la reforma y aquel docente que no vaya a trabajar, echarlo. Que se vaya a vender pochoclo a las plazas. Que se busque otro trabajo porque las escuelas no pueden seguir siendo conchabos de trabajo para vagos que no tienen conocimiento ni ética profesional docente.

En el mundo actual el poder está en el conocimiento. Sin conocimiento, los pueblos a futuro no tienen forma de mejorar las condiciones de vida de su propia gente. ¿Qué Argentina quieren? Porque por este camino, seguiremos en Argensauria.

Acá, en este tema, sí que se pudrió todo…


21 de noviembre de 2017

Falseamiento de nuestra Historia

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 21 de Noviembre de 2017...



El 20 de noviembre conmemoramos el Día de la Soberanía Nacional. La fecha fue instituida desde el año 1974, durante el  tercer gobierno peronista y es feriado desde el año 2010, presidencia de Cristina Fernández.

¿Por qué es el Día de la Soberanía Nacional?

Básicamente, debido a que el peronismo tiene a Juan Manuel de Rosas como un antecedente que es mostrado como defensor de nuestra soberanía. La fecha del 20 de noviembre de 1845 refiere a la batalla de la Vuelta de Obligado. En ella, fuerzas militares de la provincia de Buenos Aires al mando de Lucio Mansilla, enfrentó a barcos ingleses y franceses que estaban remontando el Río Paraná con el fin de comerciar en los puertos del interior, principalmente, de las provincias de Entre Ríos y Corrientes. Luego de 7 horas de combates, lograron pasar venciendo a nuestros heroicos hombres.

Pero…  ¿Rosas defendía la soberanía nacional?

No, eso es parte del falseamiento de la historia.

Resulta que en aquella época todas las provincias tenían sus propios gobiernos sin que exista un gobierno nacional. Por ello, instaurar como Día de la Soberanía Nacional al 20 de noviembre es un error. La República Argentina todavía no era una república ni tenía un Estado argentino formado; no había Constitución Nacional ni gobierno nacional. Pero, además, la intención de Juan Manuel de Rosas, siendo gobernador de la provincia de Buenos Aires, era hacer cumplir el bloqueo a los ríos interiores que él mismo impuso a todas las demás provincias. Resulta que en 1835 dictó la Ley de Aduanas por la que se establecía que todo el comercio realizado por el océano debía pasar por el puerto de Buenos Aires prohibiendo a los puertos del interior hacer lo mismo. ¿Por qué Rosas impuso esto? Porque al realizar exportaciones e importaciones se pagan impuestos y éstos se pagaban en el puerto de la provincia y así Buenos Aires tenía muchas ganancias que no iban a las provincias del interior.

Urquiza, que era el gobernador de Entre Ríos, estaba muy interesado en ampliar sus negocios y ya tenía contactos con empresas europeas para realizar actividades comerciales.

Entonces, cuando barcos de Inglaterra y Francia intentaban navegar por el Río Paraná para llegar al puerto de Paraná, Rosas se opone y los enfrenta. Es decir, no fue por una defensa de la soberanía sino para seguir imponiendo el pago de impuestos solo en el puerto de Buenos Aires. No fue luchar por la soberanía sino por dinero.

Esta situación, el conmemorar algo falso, nos tiene que hacer pensar qué nos pasa a los argentinos que no respetamos los hechos concretos que sucedieron en nuestra historia… Qué nos pasa que conmemoramos falsedades, derrotas y fallecimientos en vez de verdades, victorias y nacimientos. Por qué tanta gente tiene problemas para ubicar en su justa medida las conceptualizaciones y realidades institucionales. ¿Puede haber tanto desconocimiento en los argentinos de cuestiones tan básicas?
¿Cómo es posible que se tomen como verdades indiscutibles falsedades que nada tienen que ver con la realidad?  Porque este asunto, como tantos otros, no es de ahora. Las falsedades en nuestra historia vienen desde el siglo XIX, muchos que se dicen “historiadores” han mentido descaradamente. ¿Por qué lo hacen?

Bartolomé Mitre mintió sobre los verdaderos hechos porque quería dar historias de vida que formen a las nuevas generaciones en valores específicos como el sacrificio, la honestidad, el dar todo por el país, un país que estaba en formación y había que crear una “conciencia nacional”. Mitre hizo una historia en donde todo era blanco o negro, bueno o malo. Así, los personajes fueron clasificados falseando hechos, realidades e inventando anécdotas inexistentes.

Luego aparecieron los llamados “revisionistas” que desde la década de 1930 van tomando cada vez mayor importancia. Ellos reivindican a muchos de los “malos” de Mitre y dan vuelta las explicaciones. Pero también falseando hechos y realidades.

Algunos ejemplos de grandes falsedades sobre nuestra historia son que French y Beruti repartieron cintas celestes y blancas y que los desaparecidos durante la última dictadura cívico-militar fueron 30.000.

Montones de libros se escribieron sin tener el más mínimo respeto por la Historia como ciencia. Más que libros de historia son novelas. Y ahí entramos en otro terreno… La Argentina es una novela… Hoy lo podemos ver en las discusiones políticas en que se miente descaradamente sobre todo. Incluso, sabiendo la verdad y publicando la pertinente documentación, hay gente que sigue repitiendo las mentiras.

Sí, la Argentina es una novela… Es Argensauria… Argensauria como novela de ciencia ficción.
Pero analizar eso… Eso es para otra historia… Porque la verdadera historia, es lo que ocurrió.

17 de septiembre de 2017

Necesaria autocrítica de docentes

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 11 de Septiembre de 2017...

En una lista educativa hemos estado intercambiando opiniones acerca de la formación docente. Departiendo acerca de la formación docente y lo mal que estaba el sistema, surgió la siguiente pregunta: "¿O será que hemos caído tan bajo que ni los profesores quieren enseñar ni los alumnos de los profesorados quieren aprender?"

Lo que vemos es que tanto alumnos como docentes están esperando el próximo feriado. A ver si el que cae sábado es corrido para el lunes. A ver... "¡hoy llueve, qué suerte, no viene nadie (o vienen pocos)!" Si bien esto no es de un 100 %, lamentablemente es la gran mayoría.

Pensemos por un instante en que si tanto docentes como alumnos están viendo qué días ¡por fin! no tendremos que ir a la escuela, entonces, es como que ir a la escuela es una carga, una molestia. Alumnos y docentes no se encuentran a gusto y así vamos mal.

Los docentes también somos víctimas de la crisis de valores, nos pega muy fuerte y desestabiliza todas las estructuras. Quizá como mecanismo de defensa muchos dan vuelta la cara y miran para otro lado y, poco a poco, este sistema nos va "embruteciendo". Si tenemos menos exigencias, bajamos la guardia y así el nivel en el desarrollo de los contenidos. A todos nos pasa en mayor o menor medida. Esta crisis también hace que los docentes compremos menos libros y que tengamos menos tiempo para leerlos-estudiarlos. La cultura general de una persona comienza a caer y este proceso que ya lleva varios años, hoy se muestra terminal. Entonces, cuando aparece alguno diciendo "algunas verdades" o comentando o corrigiendo conceptualizaciones es atacado sin piedad. Pero no siempre es así. También tenemos que decir que algunas personas están trabajando muy duro.

La forma de revertir esta situación no es fácil ni única. La tarea es ardua, pero si bajamos los brazos entonces no nos quejemos de la realidad. Debemos apoyarnos y ayudarnos entre todos, con espíritu crítico y la mente bien abierta.

Pero cuidado, porque de nada vale romperse el lomo todos los días y luego terminamos apoyando a los dirigentes de siempre y no realizamos acciones para dar vuelta la tortilla.

Hasta aquí he leído un texto que escribí en septiembre del año 2002. Sí, hace 15 años. Septiembre del año 2002. ¿Y qué cambió? En el fondo, en lo que sucede en el sistema educativo en general, nada.
Por aquellos días muchos docentes ya veníamos advirtiendo sobre una situación muy mala y que, encima, estaba empeorando.

En los siguientes años comenzaron las evaluaciones al sistema. A alumnos, principalmente para ver qué nivel de conocimientos tenían. Evaluaciones realizadas por el Estado argentino y otras realizadas por organismos nacionales independientes y también los internacionales. Sus resultados fueron lapidarios y dieron la razón a los docentes que lo veníamos advirtiendo desde hacía ya muchos años.
Hoy la situación es patética. Desde el 2009 comenzaron a aparecer con gran virulencia los llamados “docentes militantes” que priorizan el discurso político del partido al que adhieren antes que la verdad y la realidad. Gente que utilizó las escuelas como lugar de reclutamiento de militantes jóvenes. Escuelas utilizadas para actos partidarios por todo el país. Algo que no se veía desde hacía mucho tiempo atrás… Las sombras de un pasado tenebroso volvían con toda su oscuridad.

Lo más patético es que nadie se hace responsable de lo que hizo y aportó con sus decisiones a la destrucción del sistema educativo. Por ejemplo, ¿dónde están ahora esas directoras de escuelas primarias que por 100 $ más de sueldo aceptaron incorporar a su nivel a los primeros y segundos años del secundario? ¿Qué pasa con aquellos docentes que decían “si el chico puede llevarle el balde con mezcla a su padre, ya está socializado y hay que aprobarle todo"? ¿Y esos docentes que aprobaban a todo el curso para tener libre las 2 primeras semanas de diciembre en que era el período de compensación?

¿Y toda la caterva de “pedagogos de escritorio” que se la pasaron difundiendo planteos irracionales que nada tenían que ver con la realidad, dónde están hoy? Porque desaparecieron hace rato… No se los ve por ningún lado dando cátedra levantando el dedito. Y todos esos que dicen que eran docentes y tomaban sus postulados como palabra sagrada, ¿todavía no hicieron la autocrítica?

Porque, y pongámonos de acuerdo en algo, si hubo miles de docentes que en medio de las transformaciones iniciadas en 1993 con la Ley Federal de Educación decían “no sé dónde estoy parada” … Querida, deberías haberte dedicado a otra cosa si tus conocimientos y convicciones sobre qué significa y qué es educar no fueron lo suficientemente fuertes.

Muchos docentes han buscado un gurú que les muestre el camino. Que con palabrerío lindo y florido y con palabritas inventadas para parecerse a grandes catedráticos, mostraban un camino que llevaba al precipicio. ¿Los docentes que los escuchaban y leían, no vieron el precipicio? ¿O no les importó? Y encima, muchos otros al gurú lo encontraron en la política y se convirtieron en “docentes militantes” a los que no les importa la verdad sino utilizar las aulas para contar mentiras y captar voluntades. ¡Basta!

Sí, es necesario que muchos hagan una autocrítica y, aunque ya sea tarde, comiencen a ser docentes en serio.

Nota inicial publicada en…
http://www.fmmeducacion.com.ar/Editoriales/0044sep02.htm

12 de septiembre de 2017

Domingo Faustino Sarmiento

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 11 de Septiembre de 2017...

Domingo Faustino Sarmiento...

Sarmiento siempre ha sido provocador de pasiones. Sus ideas fueron revolucionarias y su carácter muy confrontativo. En sus días se hizo de varios enemigos y de leales amigos.

En los últimos años su figura fue atacada por varios de sus dichos y escritos. Pero hay un problema… Se los juzga desde los estándares culturales actuales y desde una posición de falseamiento de la historia que pretende cambiar hechos del pasado para acomodar un relato presente que justifica ideas y política llevadas a cabo por determinados actores políticos.

La historia, como ciencia, no se encarga de juzgar sino de describir, entender y explicar lo que sucedió. La historia como ciencia debe respetar el tiempo histórico. Cuando hablamos de tiempo histórico significa que el historiador debe ubicarse en la época que está estudiando para entender el marco, la circunstancia del tiempo estudiado. Sus valores, sus ideas… Cómo pensaba la gente, qué valores tenía la gente, cómo se comportaba la gente y por qué lo hacía de una determinada manera.
Para entender a Sarmiento debemos adentrarnos en su época y observar qué es lo que él miraba en su presente y qué planteaba para el futuro. Solo de esta manera podremos tener una dimensión real de su importancia en la historia de Argentina y de América en general.

Miró el mundo que lo rodeaba y lo comparaba con el que se iba transformando a pasos agigantados en América del Norte y Europa occidental. Vio lo que se venía a futuro. Vio lo que teníamos. Comparó. Planteó un camino para cambiar nuestra realidad. Sí, proyectar un país hacia un futuro en desarrollo.

Por ello su descripción del drama de la Argentina de aquellos días. El campo y la ciudad. La barbarie o la civilización. Pero no barbarie como lo concebimos hoy en forma despectiva, sino como la entendían en aquellos días, barbarie como sinónimo de atraso, de pueblos sin desarrollo, de las ausencias de características esenciales para el desarrollo. Porque nuestras ciudades de entonces tampoco eran una panacea. Pero esto último, sus detractores, nunca lo tuvieron en cuenta ya que sus críticas se caerían en el hoyo más oscuro, más negro y profundo de su desconocimiento respecto de la historia como ciencia.

Cuando Sarmiento viajó a Estados Unidos vio un país con enormes extensiones de tierra, inmigración en aumento, formación de ciudadanos, respeto por las instituciones republicanas, libertades individuales que se respetaban entre los ciudadanos, desarrollo que no paraba en ningún momento, aplicación de las últimas tecnologías mundiales a la producción, ferrocarriles que se construían sin pausa y la madre de sus batallas: La educación como prioridad. Las escuelas en todos los rincones del país. También vio el problema racial, algo que en sus escritos vio como una contrariedad y que en nuestro país casi no existía, sí, al fin, una buena. Pero… ¿Y lo otro?

Porque Argentina también tenía gran cantidad de tierras para colonizar y trabajar con el fin de producir riquezas. También crecía la cantidad de inmigrantes llegados desde Europa. Pero nos faltaba lo demás. ¿Cómo construir políticas de Estado que nos den la necesaria infraestructura para tener un país moderno? ¿Cómo lograr tener un sistema político-institucional respetado por los argentinos? Construyendo ciudadanía. Y la ciudadanía se construye en las escuelas. Los ciudadanos estadounidenses mantenían sus escuelas en cada comunidad y hasta competían por tener la mejor escuela de todas. Pero en Argentina esa conciencia no existía ni siquiera en los sectores dirigentes. ¿Quién debía ocuparse, entonces, por desarrollar la educación en la Argentina? No queda otra respuesta posible que la siguiente: El Estado.

Y las enormes distancias se acercarían solo con el ferrocarril; no solo el transporte de personas, sino también para que la producción alcance los puertos y así integrarse al mundo.

Escuelas para tener educación para todos, educación popular. Ciudadanía transformando la cultura y los valores del pueblo. Ferrocarriles que debían llegar a todos los rincones del país.

En 1884 se sancionó la Ley Nacional N° 1420 de educación común, obligatoria, gratuita y laica. Así comenzó la construcción de una nueva concepción, aunque solo para la Capital Federal y territorios nacionales ya que, como vemos hoy mismo, en muchas provincias todavía no se entendió.

Con la Ley 1420 se formaron maestros y profesores; se construyeron cientos de escuelas primarias y secundarias; se formaliza un sistema educativo que fue de excelencia y ejemplo en el mundo de aquellos días. Muchos argentinos adoptaron como valor prioritario a la educación de sus hijos. El sueño de “m’hijo el dotor” se hizo realidad en miles de inmigrantes y criollos.

¿Qué decían sus adversarios, sus enemigos?
  • Que eso beneficiaba a muchos extranjeros y gente de baja condición social que comenzaban a competir con los hijos de las familias más tradicionales y de “buenas costumbres”.
  • Que era muy malo alterar el orden social borrando las diferencias de origen.
  • Que no podía ser que haya una “escuela sin Dios”.

Sarmiento fue blanco de burlas y campañas de desprestigio por sus ideas y por sus hechos concretos.
Tales campañas fueron reeditadas en los últimos años y, qué casualidad, ¿no?, se realizaron juntamente con la sistemática destrucción de la institución escuela actual. Tal destrucción en el ideario social tiene que podemos observarla en muchos aspectos, pero resaltamos los siguientes…
  • Las escuelas son permanente blando de asaltos, robos y destrucción de sus edificios y mobiliarios.
  • Docentes “militantes” que no priorizan el saber sino la tergiversación.
  • Docentes que al parecer no tienen ética al utilizar sus cargos solo como conchabo de trabajo y no sentir su profesión como social.
  • Padres y alumnos que toman a la escuela como una molestia y solo van porque es obligatorio hacerlo.

Situación muy triste. Se ve que a muchos sectores de la sociedad les molesta enormemente que haya ciudadanos conocedores del pasado y conscientes de la realidad y del futuro; un ciudadano así no se puede mandar, no se puede llevar como a un rebaño de ovejas o vacas. Un ciudadano es libre.

Sarmiento, mal que le pese a los progresistas actuales, fue el hombre más importante creador de igualdad de oportunidades de toda la historia de la República Argentina.

Domingo Faustino Sarmiento falleció el 11 de septiembre de 1888 en la ciudad de Asunción del Paraguay. Él mismo eligió para su epitafio la siguiente frase:

"Una América toda asilo de los dioses todos con lengua, tierra y ríos y libres para todos”.


28 de agosto de 2017

Pretendidos mapuches y mercachifles de la historia

Audio y texto del editorial expresado en el programa "Se Pudrió Todo", emitido por FM 88.7 de San Nicolás de los Arroyos el 25 de agosto de 2017...

¿Qué está pasando con gente que pretende utilizar a los mapuches?

La semana pasada se atacó a gendarmería de Córdoba con bombas molotov.
Anoche, tiraron molotov en el senado de la provincia en la marcha por Santiago Maldonado. Los atacantes se identificaron como anarquistas en contra del Estado. También quemaron 2 autos frente al Ministerio de Seguridad de la provincia de Buenos Aires.
Hoy, viernes 25, en Lomas de Zamora, atacaron otra vez tirando una bomba a un automóvil y, además, encontraron un auto con pedido de secuestro por haber sido robado justo frente al juzgado federal. El juzgado fue evacuado.

Esto se suma al crecimiento de actos delictivos violentos en las provincias de Chubut y Río Negro realizados por algunos inadaptados que dicen ser mapuches.

Son episodios de violencia política inhabituales para la Argentina después de la vuelta a la democracia.

Anarquistas, izquierda extrema, sectores de derechos humanos, kirchneristas, todos haciendo política en forma violenta por la desaparición de Santiago Maldonado que, además, no es mapuche.
Encima, salió con furia el tema de los pueblos originarios. Nosotros, todos, somos originarios de alguna parte.

¿Nosotros mismos podríamos reclamar una parte del territorio de nuestros orígenes, como yo, de Génova, o de Castilla o de San Luis? ¿Me darán bola?

Y los que se dicen ser mapuches con apellido inglés, como Jones Huala... Mh... Todos mezclados entre todos... Hoy, todos mezclados... Justamente, esa mezcla es lo que es América, todos juntos, sin importar de dónde venimos.

Los pueblos originarios no tienen perspectivas de volver real su separación y reparación o devolución de territorios. Estamos todos integrados hace muchísimo tiempo. Es el proceso que se ha dado en todo el mundo.

Lo primordial es el respeto a las diversas culturas, algo que ya de por sí ha sido muy difícil de lograr y que todavía existen personas que no lo aceptan.

La noción de que existe un pueblo originario que quiere expulsar a otra gente y hasta a un Estado, es delirante.

Ahora comenzó en Argentina una violencia que ya hace un tiempo había comenzado antes en Chile, alrededor del 2010, 2011.

Son casi racistas, atentan contra la integración, plantean la desintegración.

Es más, estos personajes que dicen que son mapuches son negados por el propio pueblo mapuche que hace ya bastante tiempo los vienen denunciando por sus actos delictivos, porque incluso, atacaron a grupos mapuches.

Estas nociones totalitarias, hasta racistas, atentan contra la convivencia de diversas culturas, como en toda iberoamérica se ha podido construir.

No veo a ningún cromagnon reclamando un pedazo de Europa.

Mercachifles de la Historia

Encima de todo esto, desde que este tema comenzó a tener mayor relevancia, 2010, 2011, se han publicado algunos trabajos que dicen ser históricos cuando en realidad son construcciones fantasiosas y llenas de inexactitudes, queriendo decir que los mapuches son originarios de Argentina cuando eso no es verdad. Es más, hasta gente que dice ser historiadora ha reproducido semejantes desvaríos mentirosos solo por ser adherentes al kirchnerismo que ahora se entera de la existencia de estos grupos, pero nada dijeron hasta ahora... Si tan identificados se encuentran con los reclamos de estos violentos, ¿por qué entonces no fueron ellos los que cumplieron con sus demandas de devolución de millones de hectáreas reclamadas? Tuvieron 12 años el control del gobierno. Estos mercachifles de la historia son los llamados “militantes” de la historia.

Como ya hemos dicho en otras oportunidades, ser “militante” en una profesión significa tomar decisiones de acuerdo con la militancia y no por el saber específico de la profesión. Por eso, es inconcebible que un juez haga un fallo de acuerdo con su militancia y no por la ley que debe administrar. Igualmente, monstruoso resulta que haya historiadores que recién ahora se hagan eco de estos dislates y mentiras incluso contradiciendo lo que ellos mismos, en años anteriores, enseñaron en las aulas. Y lo peor, es que el fanatismo que tienen los lleva no solo a agredir y enojarse con otras personas que asombradas no pueden creer que un profesional se de vuelta como una media para decir mentiras, sino que hasta tienen el tupé de decirle mentiroso a los otros. Es una situación muy triste que trae consigo una degradación enorme de las relaciones sociales, humanas y de la calidad científica y de comportamiento ético que los profesionales deben tener. ¿Y por que? Porque al partido político al que adhieren le conviene hoy tener esa postura para perjudicar al gobierno de turno, contrario al de ellos.

Y no les importa que todas las evidencias, estudios previos, pruebas, documentación y hasta testimonios de las mismas culturas indias o de pueblos originarios los contradigan.

A muchos de ellos todavía los tenemos en el CONICET escribiendo textos mentirosos para justificar, por medio de una falsa historia, la política del kirchnerismo.

En el afán de querer alinearse políticamente con un relato mentiroso que hoy es usado políticamente solo para crearle problemas al gobierno, se enganchan reproduciendo y difundiendo engaños y embustes que contradicen todo lo que han sabido y enseñado durante toda su vida pasada.
Imaginemos por un momento que se llegue a la siguiente situación: Un macrista entra al hospital de emergencia. Está grave. El médico kirchnerista no lo atiende o le clava un escalpelo en el corazón solo por ser de otro partido político. Sí, una situación muy delirante.

Tristísimo.